“ Un día más con vida “: El conflicto en Angola

 

El español Raúl de la Fuente y el polaco Damian Nenow dirigen su primer largometraje, después de una experiencia previa en el mundo del cortometraje, y en el caso del director español logró el premio Goya por el corto documental “Minerita ( 2014 )“.
Los dos se han embarcado en este proyecto ambicioso, una coproducción europea que mezcla cine de animación en stop motion con un documental, y que va cosechando éxitos de crítica y público en los lugares en donde se ha proyectado desde su presentación mundial en el pasado festival de cine de Cannes en donde formó parte de la sección oficial fuera de concurso. Su gran éxito ha sido haber logrado el prestigioso premio del público en el festival de cine de San Sebastián de manera sorprendente, con una nota bastante alta, que votan los asistentes a las sesiones de la sección Perlas en el Teatro victoria Eugenia.

La película es una maravilla en todos los aspectos, tanto por su guion y su carácter informativo del conflicto bélico, como en el montaje de las 3 partes en las que se desarrolla la historia: un cine de animación que se desarrolla de manera lineal y que nos permite seguir el día a día de los personajes en esa región en conflicto, un documental con imágenes de archivo de la época que van en relación con lo que vemos en la parte animada, y otra parte documental con las declaraciones en la actualidad de los personajes que todavía están vivos y que aportan unos testimonios fundamentales para entender lo que sucedió durante varias décadas en Angola. El otro aspecto destacado es su calidad técnica y visual, con una animación que luce bastante, y que va acompañada de una excelente banda sonora compuesta por el español Mikel Salas y unas cuentas canciones que suenan en momentos claves de la película.
No había comentado que está basada en una historia real, la de Ryszard Kapuscinski, el periodista protagonista del relato, que se encuentra en ese territorio bélico, cuya experiencia personal plasmó en un libro que da título a la película y que ha servido como guía a los directores y guionistas para desarrollar las tramas de esta película.

El largometraje se inicia con un recorrido histórico sobre la situación en la zona, en donde cuentan las luchas internas por el poder desde que dejo de ser una colonia portuguesa. Este prólogo es bastante esquemático pero sirve como introducción perfecta para ponernos en antecedentes sobre lo que estaba sucediendo en esa época con los tres facciones luchando por el poder: El movimiento Popular para la liberación de Angola ( MPLA ), el frente Nacional de liberación de Angola ( FNLA ) y la Unión Nacional para la independencia total de Angola ( UNITA ). Una vez puestos en antecedentes la película presenta al protagonista de la historia, el periodista polaco Ryszard Kapuściński, un reportero de guerra que durante tres meses se introdujo en la zona en conflicto para contar al mundo lo que allí estaba sucediendo.

Los otros personajes claves de la historia son los de Carlota, una guerrillera luchadora que dirige una pequeña unidad rebelde, y el comandante Farrusco, que abandonó a su familia para luchar defendiendo a los oprimidos, a los que conoce el protagonista, y que le acompañan en su vida diaria en Angola. Miroslaw Haniszewski interpreta a Kapuscinski, Olga Boladz a Carlota y Tomasz Zietek a Farrusco.
La película es didáctica, tiene escenas duras y sabe mezclar muy bien la parte de animación que es aproximadamente un 75% del proyecto con la parte restante de tono documental con imágenes reales, y gustará a los aficionados al cine más independiente, pero también puede gustar a ese público medio que disfruta con recreaciones históricas de un conflicto bélico, teniendo en cuenta que viene de ganar el premio del público en San Sebastián. El proyecto es un serio candidato a los premios del cine europeo en la categoría de largometraje de animación y el gran favorito a llevarse el premio Goya 2019. Una pequeña joya muy recomendable.

TEXTO: Guillermo Navarro.

LO MEJOR: La calidad técnica del proyecto. El guion. La banda sonora.
LO PEOR: No es accesible a todo tipo de público.

VALORACION

Fotografía: 7,5

Banda Sonora: 9

Guion: 9

Interpretación: 6

Dirección: 8

Satisfacción personal: 8

NOTA FINAL: 7,91